Consejos y trucos de Belleza
Tendencia

7 errores de belleza que TODAS cometemos y debemos evitar

En este caso son 7... ¡Pero sin querer, cometemos más errores de belleza!

En este breve adelanto descubrimos 7 errores de belleza que todas cometemos o hemos cometido alguna vez, por falta de información o por comodidad o pereza. 

Los errores de maquillaje son fáciles de solucionar. Sin embargo los errores de belleza tienen sus consecuencias a corto o medio plazo… Y algunos hasta a largo plazo.

Pues bien, este es un resumen. Pero en un próximo post te desvelaremos más errores de belleza con información más completa y cómo solucionarlos.

Por el momento, hay que señalar que los descuidos en nuestra rutina de belleza pueden causar granitos, impurezas, alergias, rojeces, cabello pobre… ¡Pero tranquila! Sea cual sea tu edad, siempre hay una solución.

Probablemente conozcas algunos de estos descuidos o quizá descubras algo nuevo. En este post, destacamos los 7 más comunes.

¿Preparada para descubrir más en próximos posts?

Por cierto, si has sufrido las consecuencias de algún error de belleza estás invitada a aportar información!

Artículo en Revista SHE actualizado

7 errores de belleza (entre otros muchos) que TODAS cometemos.

7 errores de belleza

1. Aplicar correctamente la crema hidratante facial

Cuando nos aplicamos el maquillaje seguimos unas pautas. Sin embargo, cuando se trata de la crema hidratante, la distribuimos por el rostro sin ningún criterio, en círculos o frotando el rostro hasta que vemos que la crema ya ha sido absorbida.

Este es uno de los grandes errores de belleza porque la correcta aplicación de la crema hidratante estimula la circulación y la regeneración celular.

¿Cómo aplicar bien la crema hidratante facial?

En primer lugar, debemos calentarla con los dedos, para activar sus ingredientes.

La forma en que debemos aplicarnos correctamente la crema hidratante depende de quién proporcione los consejos, pero en general estos son las 3 indicaciones fundamentales.

  • Comenzamos por el centro de la barbilla, extendiéndola hacia los extremos del mentón.
  • A continuación, partimos desde ambos lados de la nariz en dirección ascendente hacia las mejillas y sienes
  • Y, finalmente, distribuimos la crema desde el centro de la frente hacia los extremos.

Importante: Aplica la cantidad de crema apropiada. Si nos excedemos, la piel no podrá absorberla y aparecerán esas desagradables bolitas de las que nos deshacemos como si fuese un exfoliante o descubrirás poros obstruidos.

Como ejemplo, aquí tienes un vídeo de Nivea España.



2. Precaución con los sueros (o Sérums) faciales

Los sueros faciales son estupendos. Toda una inyección de energía, vitaminas o componentes varios para revitalizar nuestra piel, disminuir imperfecciones o para un efecto flash.

Pueden ser sérums de noche o sérums de día. En este punto, hay que aclarar que existen falsos mitos, especialmente con los sueros de Vitamina C.

Estos sueros se han ido reformulando para que no provoquen reacciones con la luz solar y en la mayoría de los casos, puedes utilizarlos de día sin miedo.

PERO… Para ser justos, no debemos olvidar que la industria de la cosmética quiere vender. Y los cosméticos no son personalizados. Sólo unas cuantas marcas ofrecen alternativas, dependiendo de tu edad o de las características de tu piel.

RESUMEN: Si utilizas un sérum de día, hay que tener en cuenta qué tipo de sérum es, cuáles son los ingredientes que contiene y las cantidades de dichos componentes, ya que cada piel es única y no es justo ni ético generalizar.

Para explicarnos mejor, algunos sérums contienen componentes que reaccionan con el sol, o que en tu piel reaccionan con el sol.

Por ello, lo mejor es que consultes con un experto. 


También te gustará leer  Cosméticos seguros: Cómo buscar ingredientes dañinos o ineficaces

3. Desmaquillarnos correctamente

¿Cuántas veces, por cansancio, nos pasamos por el rostro una toallita desmaquillante?

¡Bueno, para eso se inventaron, para desmaquillarnos rápidamente!

El problema es que aunque son útiles y rápidas, -Y especialmente útiles cuando viajamos-, estas toallitas desmaquillantes no eliminan bien TODOS los restos de maquillaje, por mucho que insistamos en frotar el rostro como si limpiásemos los restos de grasa de una sartén.

Si pruebas a pasarte un BUEN DESMAQUILLLANTE PROFUNDO, aunque no te hayas maquillado, descubrirás restos de impurezas (contaminación, humos, etc), de modo que imagínate cómo hay que limpiar la piel tras el uso de cremas, bases, maquillaje, correctores, sérums de noche, humo, sudor, cremas de protección solar…

Elige el desmaquillante que mejor se adapte a tu piel, ya sea formato crema, formato gel o agua micelar para no irritar la piel y cuando la tengas completamente limpia puedes aplicarte un tónico y crema hidratante.

¡Siempre en función de las necesidades de tu piel, tampoco te excedas en su limpieza!



4. Aplicar bien el corrector, iluminador 

Los correctores se venden en distintos formatos: stick, crema, pincel… Están indicados para cubrir imperfecciones como las ojeras, manchas o granitos.

Lo ideal es elegir un color de corrector que se funda bien con la piel, uno o dos tonos más claro, pero no demasiado claros, porque lo que conseguirás es, precisamente lo contrario, es decir, resaltar tus imperfecciones.

Otra curiosidad: Si queremos cubrir ojeras, los correctores rosados pueden acentuarlas. Por ello, es mejor elegir tonos neutros, que no tiendan ni hacia el amarillo ni hacia el rosa o violeta.

Importante: Debemos distinguir entre correctores y correctores/iluminadores. Estos últimos se presentan en un formato lápiz con pincel o esponja en la punta y muchas de nosotras lo utilizamos como corrector.

Un error de belleza del que nos damos cuenta cuando vemos que la cobertura es muy ligera. Los iluminadores deben aplicarse en zonas del rostro que queramos resaltar: Barbilla, pómulos, frente…


5. Aplicar correctamente el champú 

¿Te aplicas el champú cuando el cabello está completamente mojado o lo aplicas aunque todavía haya zonas a las que el agua no ha llegado?

Lo ideal es empapar bien el cabello y después aplicar el champú. Primeramente estimulando suavemente la raíz y el cuero cabelludo para favorecer la circulación y después distribuyendo el producto hasta las puntas.

Y finalmente, un buen aclarado es fundamental. Todas queremos ahorrar tiempo y no malgastar agua, pero un buen aclarado es esencial. ¡Y si lo haces bien, no malgastarás agua!


6. Un buen cepillado y secado del cabello

Muchas de nosotras nos hemos pasado el cepillo sobre el pelo húmedo. A veces es necesario, para deshacer los nudos que se crean en el cabello pero es mejor utilizar un peine de puntas gruesas.

Cuando tengamos que utilizar el cepillo, hay que evitar hacerlo con dureza y comenzar en las puntas, sujetando éstas con las manos para evitar tirones.

Posteriormente, ascender a la zona media del cabello (si el peine no ha podido con los nudos rebeldes), ayudándonos con las manos para, igualmente, evitar tirones, que el cabello se rompa o que nos encontremos un cepillo con la mitad de nuestra melena arrancada.

También es conveniente utilizar los dedos para completar el desenredado.



7. Aplicarnos el perfume de manera correcta

Normalmente nos rociamos de perfume cuando ya estamos vestidas. Es el toque final. Y puede que lo echemos al aire o que nos lo rociemos por todo el cuerpo. Pues bien, lo correcto es perfumarnos después de haber hidratado la piel o después de ducharnos.

¿Por qué? Porque con la hidratación, el perfume permanece más tiempo.

Si el perfume es en vaporizador, lo ideal situarlo a unos 10 centímetros de la piel. ¿Y dónde aplicarlo? En las zonas en las que hay pulso, es decir, detrás de las orejas, en el cuello, muñecas e, incluso, en la parte posterior de las rodillas.

Una vez perfumada, evita frotarte las muñecas (algo que solemos hacer todas inconscientemente), porque el perfume se calienta y el aroma puede cambiar.

Importante: Algunas fragancias reaccionan con ciertos metales, provocando reacciones alérgicas y manchas.

¿Con cuál de estos errores de belleza te sientes identificada? ¿Conoces otros? ¡Nos encantaría conocer tus experiencias!

Mostrar Más

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba